Argentina sumó más de 4 millones de dosis, pero necesita 30 millones para los grupos prioritarios

(Con información de Télam e Infobae) La Argentina superó los 4 millones de vacunas contra el coronavirus con la llegada de un nuevo vuelo de Aerolíneas Argentinas proveniente de Moscú, que sumó más de 730 mil dosis a las que ya habían arribado desde Rusia, China e India.

Este último vuelo trajo 732.500 dosis de la Sputnik V, que se deben añadir a las 517.500 que trasladó el primero de los viajes que llegó este domingo, totalizando 1.250.000 dosis, la mayor partida recibida hasta el momento, si se tiene en cuenta que ambos servicios de Aerolíneas Argentinas formaron parte de un mismo operativo.

Arribó un nuevo vuelo con más dosis de Sputnik V.

En los dos primeros viajes llegaron al país 600.000 dosis de Sputnik (300 mil en cada uno), mientras que el tercero trajo un cargamento de 240.000 dosis, de las cuales 20 mil fueron derivadas a Bolivia. En el cuarto vuelo llegaron 400.000 nuevas dosis, por lo que, si se suman que llegaron en los últimos dos vuelos, el total de vacunas Sputnik V es de 2.470.540 dosis (1.660.540 de 1 y 810.000 de la 2).

Además, el pasado jueves arribó otro vuelo de la compañía de bandera desde Beijing, con 904.000 dosis de la vacuna desarrollada por el laboratorio Sinopharm, a las que se sumaron 96.000 que arribaron a bordo de un vuelo de línea de Air France/KLM Cargo, para completar el millón de dosis.

A estas vacunas se suman 580 mil dosis de la Covishield, desarrollada por la Universidad de Oxford y el laboratorio AstraZeneca, producida por el laboratorio Serum Institute de la India, que llegaron el pasado 17 de febrero en un vuelo de Qatar Airlines.

De acuerdo al Monitor Público de Vacunación, el registro online del Ministerio de Salud que muestra en tiempo real el operativo de inmunización en todo el territorio argentino ya hubo 1.041.173 vacunas aplicadas (747.406 personas recibieron la primera dosis y 293.767 ambas dosis).

Lejos de la inmunidad

El plan oficial de vacunación – voluntario y gratuito para los ciudadanos – prevé distintas etapas, e incluye a quienes ya tuvieron la enfermedad. Fue previsto para comenzar en las grandes ciudades, donde se concentran la mayor cantidad de casos de enfermedad o muerte por COVID-19.

Según estableció el Ministerio de Salud de Nación, el grupo prioritario que ya comenzó a recibir la vacuna es el conformado por el personal de establecimientos de salud públicos y privados, de manera escalonada según el riesgo de su actividad, comenzando por los que están más expuestos, médicos y personal de terapia intensiva y de las guardias. En total, son aproximadamente 763.000 trabajadores.

El segundo grupo a vacunar es el de los adultos mayores de 60 años que, incluidos los que viven en geriátricos, son aproximadamente 7.375.000.Luego, recibiría la vacuna el personal de las Fuerzas Armadas, de Seguridad y de servicios penitenciarios, que suman otros 500.000.

A continuación, los adultos de entre 18 y 59 años que presentan factores de riesgo, como ser diabéticos, obesos grado 2 y grado 3, con enfermedades cardiovasculares, renales o respiratorias crónicas.

El total es aproximadamente de 5.653.000 personas.El plan contempla luego al personal docente y no docente de los niveles educativos inicial, primaria y secundaria, que totalizan 1.300.000 trabajadores.

Este universo de sectores suma 15.591.000 personas, el 33% de la población. Para alcanzar este objetivo se requerirían más de 30 millones de dosis en total.

Dejá una respuesta

A %d blogueros les gusta esto: